Saltar al contenido

Normas Sociales

5/5 - (2 votos)

Las normas sociales son reglas de comportamiento que están determinadas por la sociedad y se transmiten a través de la educación y de las costumbres. Tienen como objetivo mantener el orden, que resulta clave para una adecuada vida en sociedad.

Las normas marcan un modelo de comportamiento que establece qué es lo correcto y aceptable en un grupo. Suelen estar basadas en valores y tradiciones y, a medida que la sociedad evoluciona, también algunas normas suelen cambiar. Algunos ejemplos de normas sociales son: no hablar con la boca llena mientras se está comiendo, respetar la señalética en la vía pública o dirigirse con respeto hacia los demás.

Características de las normas sociales


Las normas sociales pueden variar de una sociedad a otra, sin embargo, todas comparten las siguientes características generales:

  • Son universales. Ninguna sociedad puede desempeñarse de manera adecuada sin seguir determinadas reglas o preceptos.
  • Incorporan el juicio de valor. Establecen parámetros morales para aceptar algo como correcto o incorrecto.
  • Son relativas y pueden variar de una sociedad a otra. Están determinadas por las instituciones y aparatos de poder.
  • Son variables en su rango de importancia. El no cumplimiento de algunas normas puede implicar sanciones más estrictas que otras.
  • Su no cumplimiento puede generar sanciones. El rechazo o repudio social, las sanciones legales, fiscales o administrativas son algunas de las consecuencias posibles.
  • Son internalizadas por los individuos del grupo. Suelen volverse parte de la personalidad de los individuos.

Tipos de normas

Los tipos de normas más generales (que ayudan a conocer los comportamientos considerados aceptables o no) son:

  • Las costumbres populares. Aquellas normas aprendidas desde la infancia, tanto en la escuela como en grupos sociales, y pueden ser importantes para la aceptación social. Por ejemplo, taparse la cara al estornudar en público o saludar a las personas presentes al llegar a un lugar.
  • Las normas morales. Aquellas que se basan en la ética para definir un comportamiento correcto o incorrecto. No respetarlas resulta ofensivo para la mayoría de las personas de una cultura. Por ejemplo, ser honesto con el manejo del dinero al darle el vuelto a alguien que no se está dando cuenta si el valor es el correcto.
  • Las consideradas tabúes. Aquellas normas que resultan muy negativas u ofensivas de no respetarlas. El grado de importancia del tabú está ligado de manera estrecha con las costumbres de cada cultura. Por ejemplo, hacer un chiste sobre la homosexualidad resulta muy ofensivo en la mayoría de las culturas actuales, a pesar de que existen unos pocos países donde aún es penalizada la homosexualidad.
  • Las leyes. Aquellas normas que han sido escritas de manera formal a nivel estatal o nacional y el hecho de no respetarlas puede implicar multas o ir a la cárcel. Resultan una forma de control social conformada por reglas, derechos y obligaciones, necesarias para imponer el orden en una comunidad. Por ejemplo, la producción de cannabis medicinal está regularizada en muchos países del mundo, y no se permite su libre comercialización excepto bajo estricto control del Estado.

Fuente: Humanidades

Infografía elaborada por Infografiar.com