fbpx
Saltar al contenido

Adicción a las redes sociales

5/5 - (1 voto)

Redes  sociales como, por ejemplo: TikTok, Instagram, Twitter, Facebook, WhatApp y similares son utilizadas por millones de personas de todo el mundo todos los días de la semana. Este uso, en muchas ocasiones, puede traer consigo diversos problemas. Uno de ellos es la adicción a las redes sociales. Como veremos en esta infografía, es algo que puede afectar a personas de todas las edades y que tiene síntomas que se asemejan a los de las adicciones a sustancias.

¿Qué es la adicción a las redes sociales?

El incremento del uso de las redes sociales es algo que se ha vuelto problemático. Cada vez son más las personas que hacen uso de estos dispositivos y cada vez es más temprana la edad de comiendo de uso. El problema aquí, es que este tipo de adicciones no se incluyen en el principal manual diagnóstico de los trastornos mentales. Por eso, es complicado poder establecer un diagnóstico o comentar cuáles son sus principales síntomas.

Síntomas de la adicción a las redes sociales

Relacionado con lo anterior, para poder establecer cuáles son los síntomas tendremos que fijarnos en los síntomas de las adicciones con sustancia. Los más frecuentes son:

  • Aumento del tiempo que se pasa en redes
  • Dependencia psicológica. Necesidad de tener unos cuantos “likes” o “me gusta” para estar felices
  • Tolerancia. Necesidad de tener que pasar más tiempo o hacer más publicaciones para obtener las mismas sensaciones
  • Aislamiento social (presencial)

Las consecuencias de la adicción

Las consecuencias más comunes derivadas del uso excesivo o adicción a estos dispositivos son:

  • Ansiedad  
  • Dependencia emocional 
  • Baja autoestima 
  • Estilos de afrontamiento improductivos
  • Problemas de extroversión

Además, también pueden existir otros trastornos asociados como puede ser la adicción a internet o la adicción al teléfono móvil. Esto es así porque para hacer uso de las redes sociales, en la mayoría de las ocasiones, se hace a través de un teléfono móvil y es necesaria una conexión a internet. 

Fuente: psiquion

Infografía elaborada por Infografiar.com

Deja un comentario